De la camiseta “progre”

El joven no se conformó con asistir al concierto de su grupo favorito. Volvió a casa enfundado en una de esas camisetas negras y “feas”, con inscripciones estrambóticas, que venden los grupos musicales, en parte para promocionarse, en parte como símbolo de identificación entre el grupo y sus seguidores.

A la madre le pareció horrorosa la nueva prenda de su hijo, y trató de persuadirlo. Primero, quiso que se deshiciera de ella. En vista de la negativa del hijo, optó por otra estrategia: Te la guardaré en el mejor armario con todo el cariño y máximo cuidado, para que cuando vayas a vivir a tu casa te la lleves y hagas de ella el uso que más te conviene.

La respuesta del hijo no se hizo esperar: ¿entonces para qué  la quiero?, entonces pensaré  como tú ahora.

Original euskara: 29/5/1999; traducción libre: 9/7/2012

Esta entrada fue publicada en 2 Panal y hexágono y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s